La vida es disfrute, y para mí, uno de los mayores disfrutes de la vida,



además de mi familia y mis amigos, es un buen vino con unos ricos manjares,



y en un lugar difícil de olvidar. A partir de ahora, intentaré aportar recetas,



notas sobre buenos vinos (de aquí y de allá), Gin Tonics, interesantes hospedajes,



opciones de hostelería y lugares para visitar........con sus enlaces y



lo que todos querais opinar y aportar.........



jueves, 17 de febrero de 2011

Vuelta y vuelta : placer de carnívoros

Para un carnívoro reconocido como yo, limitarme a las magníficas carnes que tenemos en España y algunos cortes argentinos o similares, fue acertado hasta hace un par de años, cuando descubrí otras carnes que podían aportar nuevas cosas.
Por supuesto que no desprecio un buen cochinillo (en el Narizotas o en José María, claro, en Segovia) o un cordero lechal de Aranda de Duero (Lagar de Isilla), con buenas opciones de vino en ellas; la carne gallega, fabulosa; chuletones, de muchos sitios, y mejor si son de buey (en Carbonero el Mayor, los hay de verdad); y la carne de la Sierra de Guadarrama, que la tengo cerca, por descontado. Me gusta la carne en todas sus acepciones : solomillo, carpaccio, chuletón y chuleta, steak tartar (muy bueno en El Landó), hamburguesas (mención esecial a Hamburguesa Nostra y al mítico Alfredo´s), aunque sobre todo las opciones más cercanas al poco hecho.
Sin embargo, por cuestiones que no vienen ahora al caso, pude conocer a Manuel Cupeiro y su peculiar empresa, MUSEE GOURMET, básicamente imbuida en el mundo de las carnes (de aquí y de allá).


Opciones que creo que gustan a los niños (al menos así ocurre con mis hijas) son el canguro y/o la avestruz, carnes de poca grasa, sabrosas y muy tiernas. Con una buena plancha, podeis tener resuelta una comida.
Carpaccios de distintas carnes, como Buey Angus Negro o Waygu, o en opción ahumada, el reno y el alce, te arreglan un entrante : presentación con rúcula y grana padano, y un poco de pimienta negra en polvo, limón exprimido y buen aceite de oliva virgen extra.

Y cuando nos embarcamos en cortes como el solomillo, los escalopines o el entrecot y chuletón, tenemos desde el camello al angus aberdeen, pasando por la gacela y el alce, y llegando al eland. Son todas, carnes de precios accesibles, y ya depende de las ganas de experimentar que tenga cada uno.

Pero la que creo que es la auténtica estrella de las carnes, ésta sí que a precios de lujo de un día, es la carne de Kobe, el buey Waygu : la carne más veteada que jamás he visto, pura mantequilla en la boca y que en cualquiera de sus opciones merece la pena (y algunas a precios accesibles). Por cierto, es bueno que sepais que cuando os hablan de carne de buey Kobe, se trata del Waygu, criado en Nueva Zelanda, el propio Japón o Perú, por ejemplo, y con sus últimos años de vida en Japón, disfrutando de una vida con música, masajes y disfrute. Sí, vive mejor que alguno de nosotros.

Espero que probeis alguna de estas exquisiteces, y para abrir boca, os dejo un par de sencillas presentaciones :

6 comentarios:

esepibe dijo...

eres un megacrack, cada cosa que escribes me apetece probarla....

FERNANDO SYRAH dijo...

Esa es la idea........se lo dedico a otro animal carnívoro : el Pajarosaurio........y a la mierda el gordiólogo.......

FERNANDO SYRAH dijo...

Hoy me he metido entre pecho y espalda, una superhamburguesa con carne de buey angus negro : E-S-P-E-C-T-A-C-U-L-A-R.........

javier dijo...

Me encanta la hamburguesa de buey de Hamburguesa nostra.
Una vez al mes me doy un homenaja

FERNANDO SYRAH dijo...

Javier, totalmente de acuerdo, pero también te recomiendo hacerte con un paquete de 500 gramos de carne picada de Musee Gourmet, bien de Buey angus negro, de eland o, sobre todo, de Kobe (algo más caro), y hacerte tus propias hamburguesas........

javier dijo...

Perfecto Fernando!! tomo nota