La vida es disfrute, y para mí, uno de los mayores disfrutes de la vida,



además de mi familia y mis amigos, es un buen vino con unos ricos manjares,



y en un lugar difícil de olvidar. A partir de ahora, intentaré aportar recetas,



notas sobre buenos vinos (de aquí y de allá), Gin Tonics, interesantes hospedajes,



opciones de hostelería y lugares para visitar........con sus enlaces y



lo que todos querais opinar y aportar.........



miércoles, 31 de agosto de 2011

Un vino con una carne.......y viceversa.....



Esta vez ha tocado una cata doble en la tienda gourmet de Meddis : vinos especiales para carne y, por supuesto, las carnes.


José Blas (Meddis) organizó para el pasado sábado 27 de agosto una cata de vinos internacionales, especialmente pensados para carne, y en esta segunda parte de la cata es donde me incorporaba yo, encargándome de los maridajes, todos a base de carnes del mundo, de Latitudes.

Pero entremos en materia con lo que allí pudimos degustar esa tarde del último fin de semana de agosto :


1. Arrancamos con la primera sorpresa, un sensacional blanco que fue abriéndose poco a poco, como es el BHK Semillon 2007 sudafricano. En este caso, pensé (siempre de acuerdo con José Blas) en un carpaccio de reno, con toques ahumados, y preparado de forma muy sencilla con un buen aceite de oliva virgen extra (ya sabeis, mi preferido, Masía El Altet).



2. A continuación entramos con el primer tinto de la velada, Bouchard Finlayson Hannibal 2005 (también de Sudáfrica). Este es un coupage realmente interesante, que enlazó gratamente con el maridaje : Steak tar-tar de Eland. Tanto éste como el otro steak, lo elaboré con carne picada (gruesa), ya que pensé que hacerlo con tiras finas de carne podría complicarlo en función del gusto de los asistentes; esta solución, realmente agradable para todos.



3. Seguimos con un carpaccio de bisonte bien regado con un Fromm Pinot Noir 2006, vino neozelandés de gran prestigio. Aquí el carpaccio ya iba con pimienta (blanca), chorrito de limón, aceite de oliva virgen extra y unas lascas de queso curado casero.






4. En cuarto lugar pasamos a catar el potente vino italiano de uva sangiovese, Chianti Classico Docg Il Picchio RVA 2006, para el que pensé en un guiso, en este caso de canguro y toques de nueces, con sensacional aroma y mejor gusto. Buena combinación.
5. Dentro de la internacionalidad de la cata, tocaba degustar un vino de la tierra, en concreto el Robatié Vendimia Seleccionada 2007, un Rioja absolutamente diferente a lo habitual. Lo acompañé con un nuevo steak tar-tar preparado in-situ, en esta ocasión de angus negro, con similar elaboración al anterior, pero sin el toque de tabasco.


6. Y rematamos de nuevo con otro blanco, realmente espectacular, con toques de barrica; hablamos del Chardonnay (2008) de Nueva Zelanda, Ata Rangi Craighall. El maridaje, un carpaccio de wagyu, que quizá fue el menos destacado de la tarde-noche, aunque hablamos de una de las carnes más apreciadas del mundo.


Pero aún quedaba algo más, ya que como todo lo catado nos sirvió de cena, me vi "obligado" a preparar unos digestivos : Gin Tonics a gusto de los asistentes, con No. 209, Bulldog, Citadelle y Martin Miller`s, más Britvic, Boylan, 1724 y Fever Tree; buen remate.









miércoles, 17 de agosto de 2011

ENSALADA DE PETALOS DE ROSA

Me habían sobrado unos pétalos de rosa de mi última cata de gin tonics, así que pensé diseñar una ensalada fresca para este caluroso verano que nos aprieta.
Había que optar por toques frutales, de tal forma que escogí diversas frutas de temporada que pudiera acoplarse bien.

Sobre una cama de pétalos, coloqué unas nueces (en trocitos no grandes). Incorporé unas grosellas y unas frambuesas, para después añadir kiwi y melocotón, adornando y dando frescor (más, si cabe).




Para rematar, una vinagreta de calidad : buen aceite de oliva virgen extra (Masía El Altet), un poco de sal azul de Persia, un buen chorro de miel, un poco de albahaca picada, un chorrito de limón y un poco de vinagre Flavivs (de Cabernet Sauvignon, y con más de 18 años en barrica).






El resultado, muy colorista y de sabor extraordinario.


sábado, 13 de agosto de 2011

Innovación en los gin tonics : segunda cata en Meddis

Lo de "Segundas partes no son buenas" no puede aplicarse a esta segunda cata dirigida.....incluso diría que "no hay dos sin tres", vistas las buenas sensaciones que se me trasladaron. 
En esta segunda cata en la tienda gourmet de Meddis, en Moralzarzal, el número de asistentes superó los 40 (en total, casi 50), y en ella incorporé algunas innovaciones derivadas de lo aprendido (y ampliado) en mis visitas a La Sopa Boba.

Repetimos el sistema de la anterior cata : 5 ginebras, 5 tónicas, 5 formas de elaboración......y cada gin tonic, con su maridaje. Pero entremos en materia :

1. SAFFRON con 1724 : piel de naranja y un único hielo, preparado con tónica y una infusión de azafrán, fenogreco y bayas de enebro. Lo acompañamos con un buen salchichón ibérico. 

Dada la complejidad de la ginebra, me sorprendió que fuera uno de los más apreciados; incluso, ante mis dudas, preferí ponerlo en primer lugar, por si no gustaba demasiado.


2. BULLDOG con Fentiman`s : ante esta ginebra de corte seco, pensé en acrecentar con pieles de cítricos (limón, lima, naranja y pomelo) y regaliz, sus aromas más marcados. De entrada, habría ido acompañada con Abbondio, pero ante la imposibilidad de conseguirla, pensé en el contrapunto que le daría una tónica carbonatada y frutal como Fentiman`s.

De maridaje, queso curado con membrillo.






3. CITADELLE con Fever Tree : a la piel de limón le añadí unas bayas de enebro y unos pétalos de rosa (un guiño hacia el personal femenino). Lo maridamos con unos anacardos.

4. BROCKMANS con Q Tonic : volviendo a la novedad, unas cerezas heladas con un hielo de Haba Tonka infusionada y tónica, con una mora, frambuesas y grosellas. Otra de las agradables sorpresas de la tarde-noche. Pensé que podía ir bien un foie mi cuit con mermelada de frutos del bosque.



5. G`VINE con Britvic : un muy buen resultado con piel de lima, menta y un par de uvas (de cada tipo).


En este caso, el maridaje resultó muy curioso : una uva tinta envuelta en jamón ibérico.
Conclusión : fabulosa acogida de todos los combinados (con algunas preferencias, como es lógico), que rematamos elaborando fuera de cata algún otro gin tonic.........veremos si podemos superarlo en futuros encuentros.






viernes, 12 de agosto de 2011

Si vas al Penedés, acércate por El Bosc

Soy de los que piensa que cuando sales de vacaciones (sobre todo en España) has de estar cómodo, a gusto, como en casa.....y reniego de los sitios bulliciosos, de los hoteles "todo incluido",.....Soy más de calidad antes que cantidad, de pocos días de nivel que muchos de escasez de calidad.

Y las casualidades de la vida, derivado de la necesidad de que pudieran aceptarme llevar a mi perra bóxer, me han llevado la primera semana de agosto a este sensacional sitio; y lo digo por varias cuestiones :

1. Fabulosa la comida que nos preparó Jordi Martínez y su equipo : grande la paella del último día, ese solomillo de buey que comí, el timbal de pulpo-butifarra (con patatas y huevo), los postres, la dorada y el steak tartar, la coca de anís, los desayunos,.....
2. Trato como en casa, desde Susan y ambos Jordis, hasta Gemma y Sonia....sólo puedo decir "gracias".

3. Y, por descontado, los más que sensacionales vinos que nos ofrecieron, tanto Susan como Jordi Raventós, propietarios del establecimiento. Y si además tenemos en cuenta que Jordi es Nariz de Oro 2008, todavía mejor.

El Bosc (o El Bosque, para quien así lo prefiera) es principalmente un restaurante de gran nivel (tanto por la cocina como por su bodega, con más de 200 referencias), en una zona tranquila de Tarragona, en mitad del Penedés, y totalmente rodeado de viñedos. Pero también dispone de unas cuantas habitaciones bien equipadas, y zonas habilitadas para disfrutar de unos buenos días de descanso.

Por la zona en la que estábamos, y dentro de lo que nos han permitido nuestras hijas, hemos visitado un par de bodegas (Torres, la macro-bodega, y Augvstvs, una acogedora bodega productora de buenos vinos y magníficos vinagres), pero nos faltó, sobre todo, otra : Can Rafols del Caus, de la cual probamos varios de sus excelsos vinos, destacando el CAUS LUBIS (catamos el 1999 y el 2001).

Hemos comido unas cigalas a la brasa sensacionales y unos fabulosos caracoles; crepes de frutas y crema o de praliné de avellana, además de la típica crema catalana.

Y siguiendo la idea de catar los productos de la zona, tanto en caldos como en gastronomía, a la hora del Gin Tonic (algunos preparados por un servidor, con el permiso de mis anfitriones) nos decantamos por Mascaró o Tann`s.
Incluso, dentro de esta situación de estar como en casa, un día nos pusimos a darle vueltas Susan y yo a un nuevo postre basado en un helado de gin tonic que tenían, e "inventamos" el postre de gin tonic (base de combinado, unas bolas de helado y unas hojas de albahaca) : muy cremoso y rico.
 
En definitiva, magníficos 7 días de estancia, que seguro que volveremos a repetir, de una u otra forma........una calçotada allí ha de ser algo sensacional.