La vida es disfrute, y para mí, uno de los mayores disfrutes de la vida,



además de mi familia y mis amigos, es un buen vino con unos ricos manjares,



y en un lugar difícil de olvidar. A partir de ahora, intentaré aportar recetas,



notas sobre buenos vinos (de aquí y de allá), Gin Tonics, interesantes hospedajes,



opciones de hostelería y lugares para visitar........con sus enlaces y



lo que todos querais opinar y aportar.........



viernes, 20 de enero de 2012

Can Ràfols dels Caus : vino de calidad en el macizo del Garraf

El pasado sábado pudimos disfrutar, mi mujer y yo, de una fabulosa bodega en el Macizo del Garraf (Penedés) : Can Ràfols dels Caus.

Fabulosa concepción en esta finca a unos 300 metros de altura, incrustada en el bosque, con 3 Ha dedicadas al olivo y al almendro, y un amplio conjunto de pequeñas parcelas (no más de 2 Ha la mayor) con distintos tipos de uvas, para trabajar en una idea de vinos de pago, y siempre en perfecto equilibrio con la naturaleza.


Además de elaborar cavas, como no podía ser menos, con distintas categorías trabajan un gran número de caldos, con un básico en torno a la denominación Petit Caus, y después una serie de marcas de creación casi de autor y cantidad limitada, donde no he de dejar de destacar dos de sus blancos, La Calma (Chenin Blanc) y El Rocallis (Incrozio Manzoni), y por encima de todos, el maravilloso Caus Lubis (Merlot). Y todo esto en torno a casi 30 variedades de uva, donde además de las 3 mencionadas arriba, tendríamos Xarel-lo, Chardonnay, Macabeo, Parellada, Riesling, Cabernet, tanto Sauvignon como Franc, Garnacha, Marcelan, Pinot Noir, Portland, Roussanne, Syrah, Ull de Llebre (el tempranillo catalán), Petit Verdot, Moscatel y otras cuantas.
Con un cultivo biológico y una vendimia manual, se busca dar un toque personal que haga característicos a sus vinos, y a partir de ahí, a escasos pasos de los viñedos, una moderna bodega, construida en la roca y totalmente integrada en el paisaje, con distintos niveles para vinificar por gravedad.

En cuanto a la visita que Marc, el sommelier de la bodega, nos brindó, sólo puedo tener buenas palabras : paseo entre las vides y las plantas aromáticas, claras explicaciones sobre la bodega y remate catando varios de los vinos de la casa, en la preciosa zona habilitada de la Masía.
En conclusión, os invito a disfrutar de los vinos de esta bodega, a la vez que animaros a que os podais pasar alguna vez por la zona y dejaros caer por la bodega.


No hay comentarios: